¿Por qué se niega del carácter de pueblo a los afrodescendientes de las Américas?, siendo que lo son como tal.

Publicado en Dcimarrón N°8

0
0
0
s2sdefault
powered by social2s

Por John Antón Sánchez (Ecuador)

Instituto de Altos Estudios Nacionales IAEN

Resumen

Jhon AntónEl artículo sustenta la necesidad de que se le reconozca el carácter de pueblo a los afrodescendientes de acuerdo con el derecho internacional. Debate que más allá de razones de negación de dicho carácter dado el desconocimiento de la realidad antropológica de los afrodescendientes como una realidad cultural originaria de las Américas. La clave es concentrarse en las atribuciones que desde los instrumentos internacionales de derechos humanos existen para que una comunidad o grupo cultural sea considerado pueblo tribal o pueblo indígena. El texto reafirma que existe suficiente jurisprudencia para que las Naciones Unidas y los países, como Perú, refrenden tal reconocimiento.

Palabras claves: 

Pueblo, afrodescendencia, indígenas, Convenio 169 OIT, pueblos originarios.

Introducción

Introducción

Transcurren cinco años del Decenio Internacional de los Afrodescendientes 2015-2024  cuyos objetivos son justicia, reconocimiento y desarrollo. Pese a las demandas del movomiento social, aún las Naciones Unidas no reconoce el estatus de pueblo a los afrodescendientes, como sujetos de derecho internacional en el mismo sentido que a los pueblos indígenas. Este silencio es preocupante, pues en el mismo plan de acción del Decenio se habla de la aprobación de una declaración de derechos de los afrodescendientes. La pregunta es: ¿declaracion de derechos en qué sentido?, ¿cómo personas, sujetos individuales, poblaciones, comunidades, pueblo? La pista para este interrogante sería examinar el contenido de la recomendación general 34 del Comité para la Eliminación de la Discriminación Racial CERD 2011 relativa a que los afrodescendientes tienen el “derecho a ejercer, sin discriminación alguna, individual o colectivamente con otros miembros del grupo, según proceda, derechos concretos” (CERD, 2011, 1).

El anuncio de las Naciones Unidas de aprobar una declaración de derechos a los afrodescedientes, se hace en medio de una coyuntura donde algunos países han realizado dicho reconocimiento mediante reformas constitucionales o expedición de leyes específicas. Además, desde décadas atrás la Corte Interamericana de Derechos Humanos ya dio tal reconocimiento a las comunidades afrodescendientes de saramakas de Surinam y a los garífunas de Honduras. (Corte Interamerica de Justicia, 2007) Adicional, la Organización Internacional del Trabajo se ha pronunciado a favor de las comunidades negras del Jiguamiandó y Curbaradó por la aplicabilidad del Convenio 169 y las reconoce como “tribales”, en el mismo sentido en que luego se pronunciará la Corte Constiticional de Colombia, cuando sentencia que en efecto las comunidades negras de dicho país son consideradas “pueblos tribales”. (OIT, 2009)

Este documento sustenta la necesidad del reconocimiento de pueblo en los afrodescendientes. Para ello repasa las razones por las cuales se niega dicha posibilidad, examina la ambigüedad del concepto de pueblo indígena, se pregunta sí los afrodescendientes son un pueblo indígena y presenta argumentos para que desde el derecho internacional se les reconozca como tal.

Texto completo aquí.

Imprimir

0
0
0
s2sdefault
powered by social2s